A PESAR de que el impuesto que se cobra sobre tabacos labrados, bebidas alcohólicas, saborizadas y cerveza generan una cuarta parte de la recaudación total del Impuesto Especial sobre Productos y Servicios (IEPS), en el primer cuatrimestre del año registraron significativas disminuciones.

“El impacto es muy bajo, estos productos son considerados inelásticos; es decir, que por lo general, aunque la economía esté mostrando un bajo desempeño, el nivel de consumo se mantiene constante”

Tabaco labrado se redujo 2.6%, bebidas alcohólicas 13.7%, cervezas y bebidas refrescantes 3.3%, alimentos no básicos con alta densidad calórica 0.5%, bebidas saborizadas incremento 18.6%.